EL PENÚLTIMO "INVECIL"


Pero espero que este sea el último artículo que escribo sobre el tema porque, sinceramente, ya llevo tiempo cansada de dar la misma brasa. Así que trataré de dejarlo claro de una vez por todas después de alguna que otra polémica más por estos mundos virtuales y, sobre todo, tras el enésimo encontronazo con el "invecil" de turno que me llama a mí así en el enésimo comentario a noticia de periódico digital. Un comentario de excelentísimo nivel de ortografía, como se aprecia por la forma del adjetivo. Además, no había ni un triste punto, dos comas mal puestas (igual al animalito ya le estaba costando respirar al leerlo -si es que sabía leer-) y de tildes ni hablamos.

 


   
   Y es que una cosa son las opiniones personales e intransferibles de cada cual por estímulos externos y relativamente trascendentes (léase música, cine, literatura, etc.), y otra es que despreciemos los que no compartimos. Pero si cambiamos gustos por conocimientos y resulta que también se desprecian, es que ya vamos fatal. O sea, que todo se reduce a una cuestión de respeto. Pero la ignorancia suele ser muy osada, y unida a la mala educación se puede transformar en causa perdida.

  Ya he contado alguna vez que leo la prensa digital matutina y me apena enormemente llegar a los comentarios de los lectores y ver el bajísimo nivel de redacción y ortografía que hay en casi todos. Porque ahora, tristemente, la excepción es el que está bien o aceptablemente bien escrito, y da igual lo formal o informal del contexto.

  No entraré en las razones de esta pobreza lingüística porque hay tantas que no acabaría, pero lo cierto es que en un mundo comunicado globalmente donde una imagen puede valer mil palabras, también se necesitan palabras para contar mil imágenes o decir lo que uno piensa o siente. Y si esas palabras no están en un orden y forma que sigan unas normas MÍNIMAS Y BÁSICAS, no tendrán sentido o lo perderán.




    Así que lo que NO ME GUSTA DE VERDAD es el desprecio por el conocimiento ni la falta de humildad para reconocer que no se tiene o no se ha podido aprender. Un conocimiento básico es el de leer y escribir, es decir, que no estamos hablando de comunicarse entre premios Nobel de literatura. Pero ya lo que es de juzgado de guardia es que se alardee de no poseerlo, aunque quizá es peor la indiferencia o el "todo vale" y "da igual" que se dan en tantos otros ámbitos de la vida.



   El caso es que una (con toda la buena voluntad, incredulidad e inocencia porque alucina con que un texto pueda estar tan mal escrito si no es adrede) hace un simple toque de atención del tipo "perdone, pero es muy difícil comprender lo que comenta porque igual necesitaría revisar un poco su redacción y ortografía". Contestación a los pocos minutos: "ya salta linguistica d estos q lo saben todo y no saben nada d nada pero tienen q dar lecion a los demas anda dejanos en paz invecil y comete tu ortografia". Y el tío, porque era un tío (son más directos y noblotes, eso hay que decirlo), se queda tan ancho.


  Como se comprenderá, algo así se merece réplica. Pero recurro a la ironía: "Muchas gracias por el ímprobo esfuerzo de responderme con tanta amabilidad. Le ha debido de costar sobremanera y me parece realmente loable. Persista en el intento porque quien sigue la consigue, aunque en usted lo veo una empresa harto difícil. Y permítame el atrevimiento de una última recomendación: "invecil" se escribe "imbécil". Para que la próxima vez por lo menos se le entienda el insulto. Que tenga un buen día". Y me quedo tan ancha.

 
  Así que haré LA ÚLTIMA ACLARACIÓN sobre este asunto:

   Cuando pongo algún apunte de ortografía donde sea, no estoy dando ninguna lección a nadie ni alardeando de nada. Se trata de que me gusta el lenguaje y la lengua que hablo, con la que me comunico y expreso, que aprendí a usar correctamente desde el colegio y que he ido puliendo y mejorando con el tiempo, la lectura y la escritura. Punto. Y si veo que puedo ayudar a mejorar esa forma en la expresión a quien no ha tenido la oportunidad de aprenderla, o se le ha olvidado o lo que sea, intentaré hacerlo. PARA MEJORAR. Y más si es por algo tan indispensable como la comunicación.



   Hay otra manera de verlo: en este mundo virtual de pantallas yo puedo poner una foto con mi cara (real o no, quién sabe) y me verás la pinta, pero si tengo que decirte algo, no hay más remedio que darle a la tecla y formar frases con palabras, que SÍ son la imagen real de lo que quiero decir. Y a quienes escribimos correctamente nos es difícil hacerlo con errores y, desde luego, tampoco se nos ocurre.

    Otro ejemplo es que cuando uno va a un sitio, fiesta, etc., donde no conoces a la gente, salvo rarísimas excepciones, se quiere causar buena impresión. Así que procura arreglarse adecuadamente según la ocasión. Con los amigos puede que te vistas más informal y no te preocupa tanto, de acuerdo, pero no vas hecho un pintas o un desastrado. Pues por esta pantallita tus palabras son la imagen que veo de ti. ¿Y uno quiere lucir siempre en plan tirado? Lo dudo. Porque además, también siempre, habrá alguien que te dé un toque: "Oye, igual te podías haber peinado un poco esas greñas, ¿no?".




  Así que, que cada cual se aplique su propio cuento y sus propios intereses. Yo sé de muy poquitas cosas, pero una de ellas es escribir tanto correctamente como bien, que no es lo mismo ;-). Y mis habilidades sociales no son ni mejores ni peores que las de los demás, ni por supuesto soy mejor o peor persona, ¡faltaría más! Hijos de puta los hay analfabetos y haciendo un máster en Oxford. Lo bueno de esta comunicación global es que puedo aprender de los demás y hay mil sitios a los que acudir también. Pero jamás me mostraré indiferente o despreciaré lo que desconozco o no controlo o no aprendí como quisiera, porque lo único que se consigue con desdén e indiferencia es tristeza y pérdida.

  De modo que a quien no le interese el tema, que pase de él, pero que no me insulte ni me tache de lista o intolerante. ¿Intolerante con qué? ¿Con que me llamen "invecil" en vez de "imbécil"? Soy intolerante con la estupidez, no con la ignorancia. Y este tipo de ignorancia se cura con simple voluntad y un ratito de lectura de vez en cuando. En fin, que los gustos son particulares, pero el conocimiento es universal y a la inteligencia emocional no le viene mal. Ni a la inteligencia en general.


   Pues queda escrito.

   Hala, a ver si se acaba este mes ya y este verano, que vaya humor que he tenido con tanto calor infernal...

ENLACES Y PUBLICACIONES ÚTILES para consultar dudas:



Fotos: Google imágenes

Comentarios

  1. Sólo me sale escribirte una cosa amiga: "TIENES MÁS RAZÓN QUE UN SANTO"
    Yo puedo cometer errores pero mi sana intención es no cometerlos y escribir correctamente. Así que cuando alguien me comenta y me ayuda en alguna duda que pueda tener, entonces soy la persona más agradecida del mundo.
    ¡Gracias, Mariola!

    ResponderEliminar
  2. De nada. Para lo que gustéis :-).

    ResponderEliminar

Publicar un comentario